EMITE POSICIONAMIENTO LA CANAINPESCA ANTE EL ASESINATO DE MINERVA PÉREZ CASTRO

0
79

ENSENADA BC, 09 de julio de 2024.- Ante los lamentables hechos que acabaron con la vida de la Minerva Pérez Castro, quien hasta el día de ayer fuera presidenta de la Cámara Nacional de las Industrias Pesqueras y Acuícola en Baja California, este miso organismo emitió un tajante posicionamiento ante la ola de inseguridad que envuelve a la entidad, cual publicamos íntegro en este espacio:

POSICIONAMIENTO DE LA CANAINPESCA BAJA CALIFORNIA
El lamentable y atroz suceso que entristece y sacude a la Cámara Nacional de las
Industrias Pesquera y Acuícola, es el epílogo de una crónica de impunidad anunciada en
Baja California, y señalada con arrojo y valentía por Minerva Pérez Castro.
Minerva Pérez Castro, mujer de gran visión, la primera en lograr certificaciones y
permisos internacionales para exportación de productos pesqueros a Estados Unidos y
Asia. Decidida, tenaz y perseverante. Una mujer honorable que confiaba en las
instituciones y creía firmemente en el trabajo ordenado y la civilidad.
Este fatal suceso que arrebató de manera cobarde la vida de la primera mujer que ocupó
la presidencia de la CANAINPESCA Baja California es el resultado de indiferencias,
omisiones y sumisiones de parte de las desmanteladas instituciones creadas para
promover, vigilar e impulsar uno de los sectores de mayor valor económico para nuestro
país. Una situación que, en Ensenada se recrudeció en los últimos años.
Desde CANAINPESCA BC, lamentamos que el sector pesquero, que tanto se presume
a nivel internacional por representantes populares de los tres niveles de gobierno, no
cuente con la misma importancia y cuidado cuando se trata de resolver peticiones de
vigilancia o señalamientos sobre intromisión de entes criminales.
Tras rendir protesta como presidente de CANAINPESCA Baja California, Minerva Pérez
Castro destacó que uno de los principales retos sería el combate a las agrupaciones
clandestinas que se presumía eran un brazo más del crimen organizado. Por ello, nuestro
enérgico y justificado reclamo, puesto que esto no fue un hecho aislado, se cuenta más
de un año de señalamientos y puntuales declaraciones a las distintas autoridades
competentes.
Minerva Pérez Castro, una mujer, una madre de familia que levantó la voz para defender
a sus agremiados y a su sector, merece justicia. Por eso, a todas las autoridades que
ensalzan sus discursos al exclamar que “son tiempos de mujeres”, nuestro firme llamado
para esclarecer su muerte. Exigimos que se combata de frente al crimen organizado que
azota no solo al sector pesquero sino a diferentes actividades económicas y productivas
de la región.
¡No más impunidad!